Viaje a Senegal: compromiso con DEXDE y la cooperación al desarrollo

InicioBlog sobre turismo responsableSin categorizarViaje a Senegal: compromiso con DEXDE y la cooperación al desarrollo

Taller de elaboración de cestas con fibra vegetal en la Casamance, con la ONG DEXDE

DEXDE es una ONG que trabaja en cooperación al desarrollo y nace de la iniciativa y experiencia de un grupo de diseñadores con el objetivo de crear junto con artesanas, en su mayoría mujeres con diversidad funcional, oportunidades de trabajo digno y duradero en Senegal. Diseño, formación y comercialización vertebran este proyecto. Con todo ello se busca fomentar una mayor autonomía en e integración. Se promueve la creación de puntos de venta local y la creación de redes que permitan la venta en España. Se trata de fomentar su reconocimiento social, fomentar el comercio local y darles visibilidad.

La figura de Aethnic ayuda a dinamizar este trabajo, a través de talleres conjuntos entre los visitantes y el grupo de mujeres artesanas. Se crea así un intercambio  imprescindible para poder llegar a un producto que tenga salida al mercado, respetando materiales tradicionales y estéticas culturales de la región.

Jordi Alberola, coordinador de proyectos de cooperación en DEXDE, Design for Development, nos cuenta en primera persona los objetivos de esta ONG, las implicaciones sociales y económicas que tiene en Senegal y la importancia de la vinculación con el turismo sostenible.

Aethnic: ¿Qué impactos tiene este proyecto en la Casamance, Senegal?

Jordi: En la región de la Casamance se trabaja con 5 grupos: uno de costura en Kolda, uno de cestería en Oussouye, uno de telares en Mlomp, y dos nuevos de este año que son de batik en Bignona y otro de jabon en Ziguinchor. Aquí se trabajan diferentes aspectos; desde adecuar el espacio de trabajo, hasta las formaciones en diseño de producto. Estar in situ, día a día permite que se puedan solucionar de manera conjunta los problemas que van surgiendo a la hora de producir, vender, y gestionar.

El turismo responsable es una manera de viajar, en la que no solo conoces el lugar sino también su gente, sus costumbres, sus realidades. El impacto que se produce en este tipo de viajes no es unidireccional, tanto los viajeros como los habitantes aprenden cosas nuevas. Por esto creo que el impacto es muy positivo para ambos.

Aethnic: ¿Qué resultados se obtienen de la combinación turismo y artesanía?

Jordi: Para los grupos productores de artesanía el turismo es uno de los principales mercados, aunque no el único, ya que como mantienen los productos tradicionales también tienen mercado local. Si bien la mayor parte de los ingresos viene de parte de los turistas que visitan la zona. Gracias a estas ventas ellas aumentan su poder adquisitivo y pueden mejorar las condiciones de vida de sus familias. Hablamos de cuestiones tan básicas como jabón, arroz, carne o pescado si pueden. Al tener un trabajo que les reporta beneficios, provoca que otras mujeres se motiven para salir de sus casas y trabajar para tener sus propios ingresos.

Además se promueve de manera directa la emancipación laboral de mujeres, la conservación de patrimonio material e inmaterial: las piezas y las técnicas y la comercialización ya mencionada.

Aethnic: ¿Qué podemos esperar de un encuentro entre viajeros y población local en el marco de este proyecto?

Jordi: Un golpe de realidad, se rompe el prejuicio de que por tener una diversidad funcional no se les otorga una capacidad productiva. Sin embargo, viven en primera persona cómo ellas han superado esta frontera y trabajan de forma independiente.

Tener la oportunidad de sentarte a trabajar con ellas, poder comunicarte con ellas sin hablar el mismo idioma, preparar la comida juntos y comer todos en el mismo plato. Esto genera una empatía entre los viajeros y las mujeres. No dejan de transmitir vitalidad, alegría y una inmensa generosidad.

Hay una frase que resume lo que sienten las mujeres con las que trabajamos que la dice Aissatou Doumbia, la presidenta del grupo DEGGO, de Kolda, en el documental que realizamos del proyecto “FAIT À MAIN”:  “La discapacidad está en la mirada de los otros”.

Aethnic: ¿Puede un viajero ser parte del cambio implicándose en este tipo de proyectos?

Jordi: La venta de productos es la principal fuente de ingresos de estas mujeres y las visitas son una base sólida que les ayuda a seguir adelante. Pero hay un factor de cambio detrás de estas ventas y es el sentimiento de realización y empoderamiento que tienen estas mujeres al ver que su trabajo diario tiene sus frutos, que son capaces de producir un cambio en sus vidas sin depender de otras personas. A estas mujeres se les ha dicho durante toda su vida que su puesto en la sociedad era otro, a través de este trabajo ellas han decidido que pueden cambiar, tanto su mundo como el de los que están por llegar. Les aporta esa satisfacción personal por el trabajo, pero además les permite creer en si mismas y estar orgullosas de lo que hacen. Así que, sí un viajero es parte del cambio.

Aethnic: ¿Qué le dirías a un viajero que está decidiendo si viajar o no a Senegal?

Jordi: Lo primero, viajar por Senegal es en sí ya una experiencia muy interesante, no solo porque estas en un país africano, sino por la gente que te vas a encontrar a tu paso, por las realidades que vas a conocer, por el entorno, por los contrastes entre el norte y el sur, por su naturaleza.

Le diría que saliera fuera de su zona de confort y que aprenderá a lidiar con situaciones que quedándote en tu ciudad no te encuentras. Por estar cerca de gente que se tiene que superar día a día, por sus historias, que al final es lo que hacen reflexionar y quizá ver las cosas de otro modo.

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar